Aceites esenciales en invierno

Aunque este invierno está resultando de lo más suave, el frío y los días grises dejan sus efectos se notan tanto en la piel como en las emociones, ¿a que sí?

Hoy te quiero contar uno de mis trucos caseros para recargar energías y combatir la sequedad de la piel tan típica en los meses de bajas temperaturas.

Consiste en utilizar aceites vegetales y esenciales. Te cuento más.

Los aceites vegetales (como el aceite de uvas o el aceite de almendras), son una fuente importante de hidratación para nuestra piel. La hidratan en profundidad y la suavizan, dejándola increíblemente sedosa y fresca.

Los aceites esenciales, son principios activos que funcionan tanto por la absorción a través de nuestra sangre como por el olfato y tienen grandes beneficios para la piel, la salud en general y el bienestar. Estos aceites son muy concentrados y por eso no se aplican de forma directa en la piel, sino que se añaden a los aceites vegetales, al agua en el baño o a los humidificadores de aceites esenciales.

Durante estos meses de invierno, recomiendo 3 mezclas muy interesantes entre aceites esenciales, ¿te apetece conocerlas?

aceite_esencial_citrico-dafna_personal_skincare

1. Aceites esenciales cítricos (naranja, naranja dulce, limón) y aceite esencial de eucalipto.

¿Para qué sirve?: Refuerza y estimula tu sistema inmunitario. 

¿Cómo funcionan?: Los aceites cítricos tienen un efecto revitalizante y estimulante perfecto para los días en los que el frío y la ausencia de sol, te hacen sentir triste y con falta de fuerzas. El aceite de naranja te hará sentir mejor y de te anima!

¿Cómo se usa?: Puedes añadir unas gotas al baño o al humidificador de aceites esenciales (hasta 6 gotas).

También puedes utilizar unas gotas (de 15 a 20 gotas por cada 50ml) en tu aceite de almendras corporal (un secreto más, los aceites esenciales cítricos ayudan a combatir la celulitis).

aceite_esencial_lavanda-dafnas_personal_skincare2

2. Sinergia de aceites esenciales de árbol de té, menta, y lavanda:

¿Para qué sirve?: Una sinergia ideal para combatir los constipados tan típicos de ésta época del año.

¿Cómo funciona?: El aceite esencial de árbol de té es antiséptico y refuerza el sistema inmunitario. El aceite esencial de menta, ayuda a abrir las vías respiratorias y el aceite esencial de lavenda, además de dar un rico aroma, ayuda a secar las vías respiratorias y es antiséptico.

¿Cómo se usa?: Puedes añadir unas gotas al baño o en el humidificador de aceites esenciales (hasta 6 gotas). 

3. Sinergia especial para los niños, aceite esencial de eucalipto radiata (el único aceite esencial de la familia de los eucaliptos recomendado para niños menores de 5 años) y aceite esencial de lavanda:

¿Para qué sirve?: Como todos sabemos, los niños suelen resfriarse con frecuencia durante el invierno, esta sinergia les ayude a respirar mejor y combatirlos, reforzando su sistema inmunitario.

¿Cómo funciona?: El aceite de eucalipto radiata tiene propiedades antisépticos y un aroma suave que no sobre estimula las vías respiratorias de los niños. Y el aceite esencial de lavenda es antiséptico y relajante.

¿Cómo funciona?: Podéis echar unas gotas de la mezcla de estos aceites esenciales al lado de la cama del niño (2-3 gotas, no más) o añadirlas al baño (1- 2 gotas, para no irritar su delicada piel).

¿Con cuál te animas?

¡Os deseo una semana llena de vitalidad y salud!